miércoles, 10 de agosto de 2016

We love plumeti-plumeti coral

Buenooooo, seguimos con verano, aunque facebook ya es invernal total y a los pecadillos de Nini, Chic to Kids, Pilar Batanero y Neck&Neck se suman Eva Castro y Marta y Paula, y estoy esperando como agua de mayo lo nuevo de Mi Canesú. Esto es vicio. Pero aquí verano es lo que toca hasta octubre sí o sí. No puede decirse que sean mis mejores vacaciones hasta el momento, la limpieza general de la casa que ya está casi finiquitada y Salva que ha estado desde el viernes con la boca y la garganta llenas de llaguitas y el pobre no ha podido comer únicamente líquidos, papillas y purés, además tampoco podía hablar, no han sido las mejores opciones para los primeros días de mis vacaciones, menos mal que hoy ya se ha levantado y no le duele, qué alivio más grande porque el pobre ha estado fatal, sin ganitas de nada. Así que a partir de ahora la cosa sólo puede mejorar, así que parque, playa y feria que empieza el viernes por la noche. Además la segunda quincena de agosto recibiré la visita de personas muy especiales a los que estoy deseando volver a ver. Pero de momento, seguimos con lo nuestro.
No soy mucho de rojo, ni de azules, ni de cuadros escoceses, así que en invierno lo tengo algo complicado, pero eso no significa que no tenga cosas rojas, azules o con cuadros escoceses. Que como siempre digo, si algo me gusta y me lo puedo permitir, para casa que se viene. Todo es cuestión de flechazos, nada más.
Este vestido de plumeti rojo de Ancar es un ejemplo, aunque en mi defensa diré que no es rojo España propiamente dicho, es más bien un tono precioso entre coral y frambuesa que la foto no consigue reflejar, además ese cuello en plumeti blanco le da un toque ideal, el conjunto lo remata una braguita o cubrepañal también en plumeti blanco de un jesusito de Gocco que tenemos del año pasado y que este verano le queda aún más bonito, ya os lo enseñaré. Completamos look con lazo blanco en el pelo y merceditas de lona en rojo, que aunque no es el tono de rojo exacto, es lo que hay. Y hala a parquear se ha dicho la mar de estilosa y la mar de baratita porque el vestido me lo traje las rebajas del verano pasado por mucho menos de 20 €. Vamos que no tiene nada y lo tiene todo, empezando por un precio fantástico. 
 
 
 
Besos y a ver si consigo contaros cómo lo hemos hecho de bien en la operación "adiós chupete". Inma