jueves, 13 de octubre de 2011

¡¡¡Lo conseguí!!!

Siiiiiiiiii, bieeeeeeeeeeen. Por fin, después de casi cuatro años, he conseguido ser comedida y comprar con cierta "cabeza" en lo referente a la ropa "puesta" para Salva, es decir, la ropa en la que se me va/se nos va una pequeña fortuna temporada tras temporada. Y tiene su mérito no creáis. Yo que soy una fanática de la moda infantil, que mi sueño es tener una tienda donde vender ropa "ñoña" (según las más modernas), pero ropa de niño según yo y todas aquelllas que comparten gustos conmigo en el vestir infantil, yo la que entre sus recuerdos de la infancia está el de una tienda de ropa infantil preciosa que había en mi barrio y que pedía a mi madre una y otra vez que me llevase a esa tienda porque me encantaba entrar en ella o yo la que pedía a mi abuela Juana, que era costurera, que me hiciese modelitos variados con las telas que le sobraban de hacerme los vestidos para que en el armario de mi nenuco no faltase detalle. Así que haceros una idea cuál ha debido ser mi esfuerzo.



No creo que en este objetivo cumplido por mi parte tenga mucho que ver el que me marcase un presupuesto de entrada o me fijase una lista de prioridades. Puede haber valido algo, pero creo que los factores más importantes y de peso son los siguientes:



-Que de lunes a viernes el niño va vestido adecuadamente para el colegio, es decir, con ropa cómoda y de batalleo, pero procuro que sea estilosa y lleve un toque especial, pero en definitiva es ropa para lo que es, para ir al cole y que sea trillada, con lo cual no es muy cara. Así que de fin de semana en fin de semana el niño no amortiza lo que tiene de vestir, a lo que se une aquellos fines de semana que lo llevo más sport o que no salimos por el mal tiempo (ya os dije una vez que a los malagueños el frío y la lluvia nos acobarda y no salimos si no es estrictamente necesario). Por cierto, ya que estamos hablando acerca de la ropa del cole os enseño los marcadores de ropa termoadhesivos que he comprado, se venden en cualquier mercería y sirven para hacer un montón de etiquetas, no son tan "fáchion" como los que se ven por la red pero hacen el apaño igualmente:



-Otro factor de peso, y creo que el más importante, pues es que ya no veo al niño con un determoinado tipo de ropa, esto me pasa desde el inicio del verano, ya no lo veo con tanta picolina, ni con tanto cuello bebé, jaretas, ni demás historias. Con lo cual no sé si afortunadamente para mi bolsillo, o desafortunadamente el círculo se restringe y la variedad es menor. Este tipo de ropas hay que pagarlas con creces, así que es un alivio en el fondo para el bolsillo, para que negarlo. Veo muchas cosas preciosas en las tiendas y en los blogs, pero ya no las veo en mi hijo, hace un año hubiese salido corriendo a comprarlas, ahora la cosa ha cambiado, ya me gusta más verlo con otro "aire", el que le dan algunos jerséis, camisas o polos, aunque eso sí, mientras me deje llevará pantalones cortos para vestir y mi estilo lo seguiré manteniendo pero adaptado ya a su edad y circunstancias sociales, por ejemplo, este año le he comprado por primera vez un jersey con el cuello de pico (en V), antes no me gustaban este tipo de jerséis para él pues los veía de muy mayor, ahora sin embargo ya me gustan en Salva.



-Ya no hacen tantas cosas para su edad que nos "obligan" a tentar, con lo cual son menos las tentaciones, de todas formas algo hay, pero muchísimo menos, así que el bolsillo lo vuelve a notar (y mi vestidor también, jolines, que llevo unos añitos que pisaba más las tiendas de moda infantil que el Zara o Sfera, que tampoco es que sea yo de gustos muy caros y exclusivos para mi ropa).



-Que del año pasado le valen casi todos los pantalones cortos, leotardos, algunas camisas, chalecos y polos, a lo que se suma ropa de vestir que le compré en las rebajas del invierno pasado a unos precios muy buenos. Así que únicamente le he comprado un pantaloncito corto gris de pana, algunos jerséis de colores variados (morado, gris, frambuesa, azul petróleo), algunas camisas básicas muy baratitas y una rebeca camel. Como caprichos "caros" sólo están una camisa de Larrana de temporada y una chaquetita preciosa de Karpi (Nanos). Todo esto me permite hacer múltiples combinaciones obteniendo así muchos conjuntos diferentes, pues siempre he comprado pensando en cómo lo podía combinar con lo que ya tenía en casa. Aún así mi propósito es el de ser aún más comedida y comprar con más cabeza.



Y cambiando de tema pero relacionado os digo que mañana noche como todos los 14 de octubre vamos de cena familiar, mi hermano JM cumple años y nos invita a cenar fuera, Salva llevará el conjunto que veréis a continuación, es todo un ejemplo de compra con cabeza y ropa aprovechada al máximo. Digo compra con cabeza porque la camisa de Larrana es del invierno pasado pero la compré en rebajas por 20 € cuando su precio inicial en plena temporada pasaba los 80 €, y ropa aprovechada porque el pantaloncito gris de piqué es de Nanos y ya lleva dos veranos usándolo (y bastante además), me gustaría que le valiese para el año que viene, pero ya creo que es mucho pedir, pues me encanta dicho pantalón. Por cierto, la camisa por fuera y los pepitos sin calcetines (of course):




¿A qué me merezco un premio o como mínimo un reconocimiento bloguero de mujer ahorradora, que compra con cabeza y no se deja llevar por impulsos ni se salta a la torera el presupuesto? A ver si alguna se lo inventa y me lo concede.
Besos y hasta la semana que viene.
Inma




P.D.1: la operación "metamos más alimentos sólidos en la vida de Salvador" va viento en popa, despacito, pero bien, con más éxito algunos alimentos que otros, pero ya va siendo algo.






P.D. 2: si hace más de un mes no me podía creer que en los bazares chinos ya hubiese cosas de Halloween, ayer no daba crédito cuando fui al Carrefour y ya estaba el adorno navideño puesto en el parking (puesto que no encendido), por dios si falta más de dos meses para la Navidad y es cuestión de días que empecemos a ver turrones, mantecados y mazapanes y aquí aún con un calor "pá" morirse, esto es la repera.

8 comentarios:

Maria dijo...

ainssss como me gustaria a mi decir lo mismo pero yo es que soy no ahorradora por naturaleza, y es que hay tantas cosas monas para mi peque... que yo no puedorrr. a veces abro su armario y pienso pedazo viaje que me pegaria yo con esto...per despues vuelvo a caer.espero yo hacer un dia una entrada contando lo mismo, pero no se yo...desde aqui felicitarte de verdad porque para las ``locas´´de la moda infantil eso si que es un sacrificio.
me alegro que salva ya vaya comiendo mas alimentos solidos, poquito a poquito.
y lo de navidad es que en nada en verano ya esta el turron en los supermercados!
un besazo enorme para ti y otro pa salva!

Mamen dijo...

Si, si muy buena compra y muy buena la abstinencia de comprar ropa te deseo que te dure y es que estan dificil no caer en la tentación.....
En dos semanas están ya la turrones asique cada vez empezamos antes a engordar ufffff.
Un beso.

P.D Pasadlo bien en el cumple .

silvia dijo...

Pues si la verdad es que llega un momento en que a los niños ya no les vemos con según que ropa, pero si es cierto que les queda monísimos los polos, jerseys y camisas mas de mayor.Por lo menos Salva está guapísimo!!!!
y lo de navidad si en caprabo aqui donde yo vivo ya estan los turrones.
Un besito a los dos

Natalia dijo...

¡Premio concedido!!!! Yo por ahora a Maleni aún no le he comprado nada de vestir porque le valen los del año pasado pues por ahora espero.

Y con lo de Navidad, así me quedé yo cuando este lunes llegué al supermercado y me encontré un stand de Suchard.

Besotes

cristina dijo...

Me encanta el modelito "aprovechao" para el sábado y chica es que se nos hacen mayores y ya van eligiendo ellos mismos y me da que Salva tiene gustos propios.

Que suerte la misión sólidos, yo me veo con triturados hasta la mayoría de edad, je,je.

Marta dijo...

Hola Inma!!! a mi con Manuel me está pasando igual, hay cosas con las que ya no le veo...y si es mi marido...dice que no pinta un niño que ya hace pipi solo... con trajecito de cuello bebé,jejeje!!!
Asi que poco a poco le iremos cambiando un poco el look, eso si, yo tampoco dejo el pantalón corto, jejeje!!!Has visto el catálogo de TRASLUZ???tienen muchas cosas para su edad, por si quieres volver a comprar como antes, jejeje!!!!
Besosss

Marta dijo...

Ah Inma, yo tengo un supermercado y no sabes...colocando los turrones con las sandalias de meter el dedo...DE LOCOS!!! pero la verdad es que en cuanto refresque un poco se venden mas que en plena Navidad.

Susana dijo...

HAY INMA MIA DE MI CORAZON.. ERES LA BOMBA.. VOY A VER QUIEN TE DA EL PREMIO A LA COMPRADORA COMPULSIVA CURADA JAJAJA
PERO NO TE ENGAÑES ... EN NADA LLEGA EL LOOK DE NIÑO MALO PERO PIJO... Y EN ESE TE DEJAS EL DOBLE DE DINERAL JAJAJA
ANDA SIGUE CON LA TERAPIA DE LA SUPER NANY QUE SEGURO QUE SALVA LO TERMINA AGRADECIENDO.. TE MANDO UN BESO BIEN FUERTE DESDE EL ORDENADOR JAJAJA