martes, 27 de diciembre de 2011

Navidad 2011: 1ª entrega

Bueno, bueno, bueno, pues ya pasó Nochebuena y Navidad y aquí estamos resistiendo como buenamente podemos a los atracones de estos días. Entre tanto, tito Juan (mi hermano), tita Silvia y Mati (la madre de Silvia) ya están de vuelta en Barcelona desde anoche, ohhhhhhhhh, qué penita, la verdad es que se les añora un montón. 
Literalmente hemos estado tres días de celebraciones, ayer 26 de diciembre fue también fiesta en Andalucía (como en la gran mayoría de sitios) por caer el día de Navidad en domingo, así que terminamos con los restos del menú de Nochebuena. Mi madre, como la mayoría de madres de su generación, es muy exagerada para hacer de comer y siempre nos pasa igual, que estamos varios días comiendo restos tras una celebración de este tipo, todo le parece poco y venga hacer cosas. La cena de Nochebuena fue en casa de mis padres, así como la comida del día del Navidad y la de ayer lunes 26 de diciembre, comidas que alargamos hasta bien entrada la tarde con unas laaaaaaaaaaaargas sobremesas como debe ser. En Nochebuena estaban mis padres, mi hermano Juan con Silvia y Mati (la madre de Silvia) y nosotros, después el día de Navidad se nos unió mi otro hermano y su mujer y mi tía Pepa (la hermana mayor de mi madre que está viuda).
 Mi suegra al no celebrar la Navidad por sus creencias religiosas (que respeto, pero no comparto lo más mínimo) pues me lo pone fácil y "a huevo": siempre estamos con mis padres, hermanos y tíos o en casa de mis padres o en mi casa, yo no me encuentro con ese problema de ver con quién toca este año comer en Nochebuena, en Navidad o en Año Nuevo y de paso tampoco me encuentro con el problema de los regalos navideños para la familia política.
El menú de Nochebuena fue muy "ligerito" básicamente a base de muchos entrantes: jamón, queso, lomo, langostinos cocidos, gambones al whisky, mejillones al vapor, almejas salteadas, panecillos con pimientos rojos y anchoas del Cantábrico, pudin de atún, tostaditas con queso filadelfia y salmón, tartaletas de crema realizada con varios tipos de quesos, piñas rellenas de cóctel de gambas, dátiles con almendras y bacon y flan casero. El menú del día de Navidad fue el mismo pero también hubo entrecot de ternera con salsa de champiñones. Ayer acabamos con todos los restos y además tuvimos una fritura malagueña de pescado que se acompañó con una ensaladilla de pimientos rojos. Vamos, que nos quedamos con hambre. Aquí tenéis una vista de nuestra mesa de Nochebuena con algunos de los manjares:
En Nochebuena se produjo además el intercambio lógico de regalos con la parte venida de fuera. En mi casa somos de costumbres patrias 100%, lo nuestro son los Reyes Magos y nos damos los regalos ese día. Es cierto que en años anteriores siempre he dado a Salva un pequeño regalo por Papá Noel, pero algo más simbólico que otra cosa, lo gordo se deja para los Reyes. Pero es lógico que si los titos Juan y Silvia vienen por tres días quieran darle al niño sus regalos y verle la cara. Así que Salva recibió una nueva entrega de juguetes en Nochebuena, debo reconocer que ya me estoy agobiando un "poquito" de ver lo que se me viene encima con tanto juguete de aquí a unos días. Así que tito Juan y tita Silvia le pidieron el barco corsario de los Playmobil atendiendo a los deseos del niño, Mati (la madre de tita Silvia) le pidió una fortalez medieval también de los Playmobil y mis padres decidieron que este año le darían su primera bici por Papá Noel con el fin de que en estos días de vacaciones del padre y del niño aprovechen las mañanas al solecito montando en bici por el parque.
Salva evidentemente estaba sobrexcitado con tanto regalo, en Nochebuena se acostó a más de las tres de la madrugada montando el barco corsario con el padre y la verdad es que no sé a quién gusta más los Playmobil, si al padre o al hijo. Mirad qué cara tiene sobre su primera bicicleta, su sonrisa lo dice todo:
Aquí con el tito Juan enseñando parte de la entrega que le hizo el señor de rojo:
Aquí el barco corsario de los Playmobil ya montado, está genial, no le falta detalle:
Y esta es la fortaleza medieval cerrada, que trae una espada y la tapa es un escudo:
Y la fortaleza medieval  ya montada:
Esta foto es del día de Navidad a media mañana, antes de ir a casa de los yayos a comer otra vez nos pasamos un rato por el parque para darle a los pedales, otra vez su cara de ilusión lo dice todo:
En estos momentos están churras con merinas mezcladas, es decir, los guerreros medievales están en el barco pirata y los piratas en la fortaleza medieval, ninguno lleva el arma correcta y los piratas llevan hasta escudos y pendones medievales. Unos han viajado al pasado y otros al futuro. El padre me dice que deje libertad al niño, pero yo trato de explicarle que una cosa es una cosa y la otra cosa es otra, que hay que tener rigor histórico (deformación profesional que la llevo a estos extremos) y que guerreros medievales y piratas no tienen nada que ver y que se llevan siglos de diferencia. Pero mi niño pasa del rigor histórico y todas esas cosas mías y se monta unas batallas de lo más eclécticas con unos y otros que ni el más "pintao". Ante todo imaginación al poder. 
Yo también he pillado mis regalitos por parte de la "cuñá" Silvia y de Mati (su madre). Pero uno de los mejores momentos de la Nochebuena fue cuando mis padres dieron su regalo a Silvia: el último disco de Sergio Dalma firmado y dedicado para ella que es superfan de este cantante. Daba saltos de la alegría, lloró y hasta llamó a las amigas a Barcelona. Todo un espectáculo gratuito. Ahora, la que aguantó las cuatro horas de cola para que Segio Dalma firmase el disco fui yo, pero bueno, el resultado final mereció la pena. A ver si os pongo la foto que me hice con Sergio Dalma (la tengo en el móvil) y aunque a mí este señor ni "fu" ni "fa" debo reconocer que estuvo encantador y muy amable.
Para finalizar os dejo foto de mi mesa-camilla "equipada" como la ocasión lo merece, en mi casa es típico poner la bandeja de dulces el día 24 de diciembre y no quitarla hasta que se gasten los dulces. Claro está, así es imposible contenerse, tienes la tentación delante de tu cara. Y ya no son sólo los kilos de más de estas navidades, es un suma y sigue, están los de la otra y la otra, la otra..........
Besos.
Inma

8 comentarios:

Laura García dijo...

Somos de costumbre y los reyes son los reyes, pero hay casos de fuerza mayor que merece la pena darle los regalos, ya sea por una buena causa, vosotros porque la familia venia de fuera y nosotros porque mi suegra trabaja en reyes. A mi niña tambien le trajeron una bici y menuda tuvimos el dia de navidad, paseo para una lado paseo para el otro.
un beso

marta dijo...

pues nosotros en mi casa también somos de reyes, aunque papa noel siempre nos ha traido algo pequeñito, lo gordo es de los reyes y al igual que tu, el dia 25 sacamos los dulces, al descubierto, porque antes nos los comemos igual pero vuelven al armario jajaja y hasta que no se acaban y se reponen y se agotan, ahi siguen ummm...bueno Inma un besote y a seguir las navidades así de bien!! muuuuuak

Natalia dijo...

¡QUé vivan los Reyes!!!!

Dices que tuvisteis un menú ligerito??? Si fueron un montón de cosas....Ay, yo con los dulces hago lo mismo. Se ponen las fuentes también en una mesa camilla y ahí quedan también.

Besotes

cristina dijo...

Aunque Papá Noel viene pisando fuerte, los Reyes siguen ganando por goleada y es que las vivencias infantiles marcan mucho y la mágica noche de Reyes es un recuerdo imborrable... así que yo tb soy de Reyes, aunque claro está a las niñas no les falta su regalitos de Noel.

Y Salva sin rigor histórico, esto no puede ser, yo tb soy muy maniática con los juguetes cada pieza en su lugar pero las mezclas son inevitables y no te preocupes, hasta enriquecedoras

bicos

Maria dijo...

nosotros también somos mas de Reyes, en Nochebuena siempre cae algo, pero poquita cosa. pero si es verdad que si los regalos los trae Papa Noel los peques los disfrutan mas tiempo.es impagable la cara de felicidad de Salva en las fotos, y por cierto esta guapísimo.un besazo!

Mamen dijo...

Ay como te entiendo ,mi madre tambien es así y te echa mas y dices que no y te reecha ayyyyyy.
Aquí también somos de Reyes ,la monarquía por delante jajjaaj.
Salva esta feliz ehhh y tu aunque te quejes y te agobies mas ,con solo verlo.
Bueno cielo que veo que estás mejor con tu infección de garganta ,espero la segunda entrega .
Un beso

MadreYMas dijo...

Tres cosas:
- Pero quémono está tu niño con melena! Me encanta!
- Reyes Magos forever! Quién mencionaba a Papá Noel en los 80? Nosotros somos de la Generación perdida del Gordo de rojo!!!!
- Menuda suerte lo de tu suegra!!! Es musulmana, hindú o Testigo de Jehová?

Besos.

Susana dijo...

Niñaaaaaa me había perdido esta entrada y aprovechando que yptengo insomnio pues comento jjj

1lo de la suegra un puntazo jjjj ASI NUNCA SE DISCUTEjjj

2 yo también soy de reyes... Y salva esta k me lo como y no se entera nadie jjj

3 vaya comilona k te metiste... Ya llegara enero y las dietas
4 a mi Sergio dalmática me encantaba....ahora ya menos
Y bueno k me ha gustado tu post
Un beso desde leon